BLOG

5 Consejos para el transporte aéreo de mercancías

No hay ningún otro medio más veloz que el avión, por eso hoy en día el transporte aéreo de mercancías es uno de los pilares del comercio global y mueve aproximadamente un tercio del tráfico en todo el mundo.

En la actualidad, en un contexto de globalización, es el modo de transporte más rápido y seguro, aunque también el más costoso. ¿Quieres saber si es el medio que necesitas para cubrir las necesidades logísticas de tu empresa?

Para ayudarte, en Mimpo Global Logistics te invitamos a conocer un poco más de cerca qué es el transporte aéreo de mercancías y qué debemos tener en cuenta para sacarle el máximo provecho.


Transporte aéreo de mercancías: pros y contras

Trasladar la mercancía en avión es, sin ninguna duda, la forma más rápida de salvar grandes distancias en un tiempo récord. Por eso los operadores contamos con esta opción y la tenemos en cuenta a la hora de planificar nuestras estrategias logísticas.

La rapidez de este transporte reduce a mínimos los tiempos de almacenaje y agiliza las entregas, evitando retrasos indeseados.

Además, el avión es un medio de transporte con un alto nivel de seguridad. También es muy versátil, válido para un variado tipo de cargas.

Pero también hay otros factores que deben ser tenidos en cuenta. Es el medio de transporte más contaminante y el más caro, por lo que no resulta rentable para el transporte de materias primas o productos semimanufacturados.

Por otra parte, impone severas restricciones de seguridad y numerosos requisitos técnicos que deben ser convenientemente evaluados por un operador con experiencia.

Con todo, en muchas ocasiones es el más recomendable, en función del tipo de mercancía y su urgencia.




Optimiza el transporte aéreo de mercancías siguiendo estos 5 consejos

Para evitar preocupaciones y problemas indeseados debes resolver todas tus dudas antes de comenzar a realizar tus transportes por ese medio. 

Es habitual que un transporte aéreo forme parte de una operación multimodal de comercio exterior, que requieren numerosos trámites y han de pasar controles rigurosos para someterse a la legalidad vigente en cada país, más los requerimientos de las propias compañías aéreas.

Fundamentalmente, hay dos vías para realizar los transportes aéreos, por línea regular o utilizando servicios chárter. En el primer caso, es más sencillo realizar los trámites debido a la regularidad de fechas, horarios y tarifas, ya que todos los requerimientos están previstos y son estables.

En el segundo caso es necesario establecer contratos específicos, ya que son transportes que realizan servicios puntuales, a la medida de los clientes, por lo que las condiciones se negocian específicamente en cada caso.

Por tanto, si no eres un experto en logística, lo más sensato es pedir asesoramiento profesional para estar tranquilo, con la seguridad de que todos los trámites se van a realizar de la manera correcta. 

Te recomendamos consultar los servicios que Mimpo Global Logistics te ofrece en transporte aéreo y que, ante cualquier duda, nos preguntes.

Además, es conveniente que tengas en cuenta estos consejos prácticos:


1. Sin prisas: organiza con tiempo suficiente tus envíos

Especialmente si es la primera vez que utilizas el transporte aéreo para trasladar tu mercancía. Hay muchos factores que revisar para que todo esté en orden.

Ten en cuenta que es un tipo de transporte que impone grandes medidas de seguridad, por lo que debes entregar tu mercancía en los plazos estipulados por la compañía para que pueda realizarse correctamente el embarque. 

La mercancía será rechazada si no da tiempo a efectuar todas las comprobaciones previas y trámites aduaneros.


2. Utiliza el embalaje apropiado 

Infórmate previamente para embalar la mercancía de la manera apropiada, especialmente si ha de cumplir requisitos especiales, por ejemplo en el caso de animales vivos o mercancía peligrosa.

Las aerolíneas y los agentes de carga pondrán a tu disposición toda la información que necesites.


3. Ten en cuenta el peso 

Los aviones tienen limitaciones que hay que tener muy en cuenta. Si tu mercancía embalada supera las medidas máximas de peso y/o volumen que te facilitará la compañía, los costes pueden dispararse e incluso tu envío podría quedarse en tierra.

En el transporte aéreo de mercancías lo relevante es el peso tasable de las mercancías, diferente al peso real.

El peso tasable es en realidad el que determina el precio total del envío, porque incluye el peso real y el peso volumétrico. 

Porque no todas las mercancías ocupan lo mismo. Es posible que tu envío tenga poco peso real, pero ocupe un enorme espacio en bodega. Las compañías tienen que tener en cuenta ese cálculo para poder tasar los envíos y organizar la carga en la nave.

También es muy importante saber si tu mercancía es o no apilable. Como ves, el precio final depende de muchos factores.

En cualquier caso, el peso es un tema clave en el transporte aéreo, ya que repercute directamente en la cantidad de combustible necesario para realizar el vuelo.


4. Cuenta con todos los recargos

Pueden incrementar bastante el precio, así que conviene contar con ellos desde el primer momento.

Que se añadan tasas es algo habitual. Pueden ser de varios tipos: despacho de aduana en los casos de importación y exportación, costes aeroportuarios relacionados con el uso de las instalaciones y la manipulación de la carga, recargos por combustible, transportes hasta o desde el aeropuerto, seguros…

Como puedes imaginar, es fundamental tener todos estos costes extraordinarios en cuenta a la hora de calcular la rentabilidad de tu envío.


5. Utiliza el avión solo si es necesario

Como comentábamos, es un medio de transporte caro y contaminante, por lo que es recomendable utilizarlo para mercancías: 

  • Urgentes, como documentación o muestras previas al cierre de un contrato.

  • Perecederas, como flores, frutas o verduras de corta vida.

  • De tipo médico o farmacológico, incluyendo equipos sanitarios y ayuda humanitaria.

  • De alto valor y/o frágiles, como artículos de lujo, informática, telefonía, óptica, etc.

  • Envíos a zonas de difícil acceso por otros medios.

En otros casos, quizá sea más recomendable otro tipo de transporte. Ante la duda, consúltalo con tu operador logístico de confianza y te ayudará a trazar una estrategia a medida.


Infórmate con una empresa profesional para realizar tu transporte aéreo de mercancías

Nuestros operadores están especializados en transporte aéreo de mercancías y son conocedores de todas las fases de la cadena logística, siguiendo las regulaciones internacionales. 

Podemos brindarte asesoramiento sobre acondicionamiento, embalaje, etiquetado, documentación, tipo de transporte aéreo, etc.

¿Tienes dudas? Pregúntanos y te daremos soluciones.

Volver Arriba